El gobernante informó a las autoridades de los partidos representados en el Congreso lo expresado por el FMI en sus reuniones con funcionarios salvadoreños en Washington: sin acuerdo nacional no podrá superarse el problema en las finanzas públicas.

El Presidente Salvador Sánchez Cerén se reunió hoy en Casa Presidencial con las máximas autoridades de los partidos con representación en la Asamblea Legislativa para informarles sobre el resultado de los encuentros sostenidos en Washington, Estados Unidos, entre funcionarios de gobierno y el Fondo Monetario Internacional (FMI) con el objetivo de evaluar el escenario de un nuevo acuerdo entre El Salvador y ese organismo financiero.

Las conclusiones de esos encuentros, aseguró el gobernante, confirman que la situación deficitaria que actualmente atraviesan las finanzas públicas solo puede ser resuelta con el consenso de todas las fuerzas políticas.

“Tanto el FMI como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) están dispuestos a continuar respaldando al país, pero también demandan la búsqueda de un entendimiento nacional, es por ello que esta reunión [con los partidos políticos] va en respuesta también a ese esfuerzo, a la búsqueda con todas las fuerzas políticas que están representadas en la Asamblea Legislativa de  encontrar esos entendimientos”, aseguró el Presidente en declaraciones a la prensa tras el encuentro.

En la reunión participaron el presidente de ARENA, Mauricio Interiano; y los secretarios generales del FMLN, Medardo González; de GANA, Andrés Rovira; del PCN, Manuel Rodríguez; y del PDC, Rodolfo Parker.

Por el gobierno participaron el ministro de Hacienda, Carlos Cáceres; el secretario Técnico y de Planificación, Roberto Lorenzana; el secretario de Gobernabilidad, Hato Hasbún; y el secretario Privado, Manuel Melgar.

El secretario Lorenzana -quien junto al ministro Cáceres participó de los encuentros en Washington la semana pasada- aseguró que el FMI mostró disposición para seguir apoyando al país, siempre y cuando exista un consenso nacional.

“El FMI destacó que solo puede prosperar y tener éxito un programa con ellos si se tiene un consenso político sobre las medidas fiscales que se requieren implementar para cumplir con la Ley de Responsabilidad Fiscal”, aseguró el secretario, señalando que esa posición fue trasladada a los partidos políticos en la reunión de este miércoles.

El titular de Hacienda, por su parte, destacó la importancia de suscribir un acuerdo con el FMI ya que, aseguró, un respaldo de este tipo contribuiría a disminuir los costos del endeudamiento del país hasta en un 3%.

“Ese diferencial que ahorraría el fisco se destinaría justamente para apoyar a los sectores que pudieran verse más afectados en un momento de aplicar el ajuste”, aseguró el ministro Cáceres.

“El FMI pide un consenso mínimo de toda la nación, el acuerdo [con el Fondo] no es solamente del gobierno, el gobierno lo propone, pero el acuerdo implica un compromiso de todo el país, representado por todas las fuerzas políticas que están en la Asamblea Legislativa”, agregó.

El Presidente calificó de positivo el encuentro de este miércoles, en tanto que todas las fuerzas políticas mostraron interés en conocer el informe de las reuniones en Washington y en dar continuidad a las conversaciones entre los partidos y el gobierno.

“Esta reunión es un mensaje para el país, de que todas las fuerzas políticas queremos dialogar y buscar entendimientos sobre los grandes problemas que tiene El Salvador, como es el problema de fiscalidad, el problema de las pensiones y el financiamiento del Estado”, dijo el jefe de Estado.

Informó que se acordó sostener un nuevo encuentro el miércoles de la próxima semana (22 de febrero) y que se analiza la posibilidad de incluir posteriormente al sector privado en estos diálogos.

 

15 de febrero de 2017.